Primer viaje con la Vw T3 Syncro y para inaugurarla hemos elegido Chulilla. Hace unos años vinimos para visitar el Charco Azul, un pequeño lago a los pies del pueblo. Hoy la ruta consistirá en una travesía de una duración aproximada de dos horas y media conocida como la ruta de los puentes colgantes.

Sin muchos preparativos, casi tal cual la trajimos de Tarragona, partimos dirección Chulilla. Tan solo rellenar un poco de líquido refrigerante y cargar la caja de herramientas (por si las moscas). Cogemos dirección pista de Ademuz y paramos a poner gasolina. La temperatura se mantiene en la mitad del marcador, todo marcha bien. Aún así, compramos un litro de aceite ya que hemos comprobado que el nivel está un poco bajo. Echamos aceite y seguimos la marcha, no queda mucho para llegar.

Leer más